lunes, 28 de diciembre de 2015

Mensaje de Fin de Año Pierre Manigault, presidente de la SIP

Miami (28 de diciembre de 2015).- Si bien 2015 trajo algunos cambios políticos positivos, que esperamos procuren un clima de mayor respeto por la libertad de prensa y la libertad de expresión, también acarreó un lado tristemente familiar y más oscuro con los asesinatos de más periodistas. En Ecuador hay una nueva enmienda constitucional que establece la comunicación como un servicio público. 

En algunos países existe una variación en la cuota de poder. El Poder Ejecutivo en Argentina y el nuevo Poder Legislativo en Venezuela tienen ahora el desafío de corregir agresiones sistemáticas a la libertad de prensa practicadas en administraciones anteriores, promulgando, por ejemplo, leyes de acceso a la información pública que reafirmen el derecho del público a la información.

Nuestra mayor atención estuvo enfocada en el grave problema que afecta a la profesión. En 2015 fueron asesinados 20 periodistas. Los crímenes ocurridos en Brasil (6), Colombia (4), México (4); Guatemala (2), Honduras (2), Paraguay y República Dominicana, nos obligan a seguir luchando por justicia y presionar a los Estados para que creen sistemas de protección y seguridad, y así ofrecer las garantías constitucionales que están obligados a respetar.

Celebramos este año que el Sistema Interamericano de Derechos Humanos, a través de la Comisión y la Corte, estén atendiendo varios casos de asesinatos a los que representamos como peticionarios, entre ellos, el del periodista colombiano Nelson Carvajal, asesinado en 1998. Esperamos que se obtenga justicia y que se creen antecedentes jurídicos para que se pueda seguir luchando en contra de la impunidad imperante.

Este próximo año nos enfocaremos a seguir luchando contra las agresiones a medios y periodistas, tales como la discriminación de la publicidad oficial para castigar a medios críticos e independientes; el hostigamiento y persecución legal y judicial de periodistas; así como el abuso de propaganda estatal cometido muchas veces a través del uso indebido de medios de comunicación en manos de gobiernos. Estamos convencidos que cualquier ataque contra la libertad de prensa minimiza el valor de la democracia y coarta la persecución del bien común.

Nuestra agenda también incluye el seguimiento al Plan de Acción de Quito, emanado del foro realizado en septiembre en Ecuador; nuestras asambleas en República Dominicana y en México, así como el envío de misiones de libertad de prensa a distintos países. Nuestro compromiso es compartido por las organizaciones acopladas en el Comité Coordinador de Organizaciones de Libertad de Prensa, que pronto se reunirá en París para establecer nuevas pautas de acción conjunta.

Tal como dije al asumir esta Presidencia en octubre, estamos comprometidos a trabajar en el fortalecimiento de nuestra membresía y a responder de manera efectiva a los retos urgentes de la industria. Una de nuestras actividades centrales es la segunda edición de la conferencia hemisférica de medios digitales SipConnect para junio de 2016. SipConnect es nuestra estrategia para acompañar a los medios en su ruta hacia la monetización de los contenidos digitales y captar mejor a las audiencias.

Finalmente, entraremos al 2016 resueltos a seguir comprometidos con la misión de promover y defender la libertad de prensa, según lo establece la Declaración de Chapultepec.

Les deseo a todos un año nuevo seguro, feliz y próspero.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario