viernes, 28 de abril de 2017

La libertad de prensa nunca había estado tan amenazada

La libertad de prensa nunca había estado tan amenazada. De hecho, el índice global nunca había sido tan elevado (3872). En cinco años, el índice de referencia empleado por RSF ha registrado un deterioro de 14%. En 2016, la situación se agravó en casi dos tercios (el 62,2%) de los países incluidos la lista*, mientras que el número de Estados en los que la situación de los medios de comunicación se considera “buena” o “más bien buena” disminuye un 2,3%.

La zona de Oriente Medio y el Magreb, desgarrada por los conflictos armados – y no sólo en Siria, también en Yemen (166º) –, sigue siendo la región del mundo donde más difícil y peligroso es para un periodista ejercer su profesión.

A poca distancia se encuentra la zona de Europa del Este y Asia Central. Cerca de dos tercios de los países de esta región están alrededor o por debajo del puesto 150 de la Clasificación. Y no sólo Turquía experimenta un gran descenso. En 2016, el gobierno ruso volvió a tratar de incrementar su control de los medios de comunicación independientes, mientras que los déspotas del espacio postsoviético, desde Tayikistán (149º) a Turkmenistán (178º), pasando por Azerbaiyán (162º), perfeccionaron sus sistemas de control y represión.

La región de Asia y el Pacífico, que ocupa el tercer lugar, es la que bate todos los récords: allí se encuentran algunas de las mayores prisiones del mundo para periodistas y blogueros –China (176º) y Vietnam (175º)–, o algunos de los países más peligrosos para los periodistas –Pakistán (139º), Filipinas (127º) y Bangladesh (146º)–. En la región también convive un gran número de “Depredadores de la libertad de prensa”, que dirigen las peores dictaduras del planeta –China, Corea del Norte (180º) y Laos (170º)–, agujeros negros de la información.

Después viene África, donde se ha convertido en costumbre cortar el acceso a Internet durante las elecciones y cuando se registran movimientos sociales.

En América, Cuba (173º, -2) es el único país del continente americano que está en la parte coloreada en negro de la Clasificación, esa en la que se sitúan las peores dictaduras y los regímenes autoritarios de Asia y Oriente Medio.

Finalmente, y a pesar de sus malos resultados, el continente europeo sigue siendo la zona geográfica donde los medios de comunicación son más libres. Sin embargo, el índice global de Europa es el que experimentó el mayor deterioro: +3,80% en un año. Es donde el daño es más impactante si se observa su evolución en los últimos cinco años: +17,5%. Como comparación, en el mismo periodo, el índice de la zona Asia-Pacífico experimentó una variación de 0.9%.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario